Si tienes tus almohadas amarillas el poder del limón te va ayudar

Toda persona está prácticamente obligada a utilizar ciertos artefactos para poder vivir en sociedad. Por ejemplo, todos necesitamos ropa para vestirnos y poder salir a realizar nuestras actividades.

Después de usarla, es lógico pensar que debemos lavarla para sacar la mugre que haya podido adquirir. Así, tenemos la posibilidad de volver a utilizarla en otra ocasión.

Sin embargo, no solamente debemos lavar ropa que utilizamos. Hay cosas que no salen de casa que también deben ser lavadas. Un ejemplo de ello son las sabanas, cortinas y hasta las toallas. Todos estos artefactos también deben ser lavados para que podamos seguir utilizándolos. No obstante, algo que cuesta mucho lavar y que indiscutiblemente lo necesita son las almohadas.
almohadas1

Aunque las almohadas solo las utilizamos para dormir, estas también se ensucian. De hecho, regularmente su color es blanco al comprarlas, pero con el paso del tiempo se ponen amarillentas. Esto se debe a la suciedad que han acumulado a través del tiempo. Además, si no las lavamos con frecuencia, puede convertirse en el hogar de ácaros y otras bacterias.

Si eres de las que ha lavado una y mil veces las almohadas, pero no cambian de color, no eres la única. Muchas amas de casa no logran quitar el color amarillento de las almohadas. Pero con el truco que te presentaremos a continuación ya no tendrás ese problema. Al usar esta solución natural, tus almohadas recuperarán su color original y quedarán muy limpias.

almohadas2

Mariflor Rivero

Líder y comelona.